LUPPI Y MOLINA EN LO MAS ALTO DE TC 850

Diego Luppi ganaba la ultima final del año en Arrecifes de TC 850, con su renoleta recuperada después del vuelco en Baradero, mostrando contundencia, escoltado por su coterraneo Santiago Molina quien lidero la primera parte de la carrera y se aseguro el campeonato de la competitiva categoría, con el Fiat que atiende su equipo comandado por su papá Roberto ex piloto y principal protagonista del grupo y motores del arrecifeño Walter Ferrari, logrando piloto y equipo ser los primeros campeones de Arrecifes en esta división.

Molina arranco la final con 19 puntos a favor y 20 en juego por lo que su único rival Jorge Hepp estaba obligado a ganar y a seis giros del final se retraso ante el toque delante suyo de De Virgilio a Del Prado (hasta la serie con posibilidades), por lo que Santiago automáticamente se estaba consagrando campeón de la categoría y su numeroso grupo de amigos familiares y colaboradores podían desplegar carteles y remeras y comenzar el festejo como locales en Arrecifes.

En cuanto a la carrera, Molina salio a buscar desde el comienzo la victoria, pero Diego Luppi tenia el mismo objetivo y lograría pasar  a la punta, terminando con un uno-dos de locales la ultima del año, arribando tercero Pablo Ricardo de San Pedro. Completaban el clasificador todos pilotos de San Pedro,  Pablo Marelli, Maximiliano Maes, Sergio Ocampo, Mariano Aldazabal, Federico Parra, Emir Salomon, Luciano Stefanazzi.